Opositar a policía: constancia y mentalidad ganadora

A lo largo del tiempo que llevamos formando a opositores a Policía, han sido muchos/as los que han superado las pruebas, consiguiendo su objetivo. Todos tenían un denominador común, la Mentalidad Ganadora.

La vida del opositor comienza con una gran motivación, sintiéndose capaz de "comerse el mundo". El objetivo de ser policía está al alcance de su mano y cree que, pase lo que pase, lo conseguirá.

 

Es en la primera etapa de preparación en la que buscas una buena academia que te oriente y enseñe todo lo posible acerca del proceso selectivo o, por otro lado, indagas hasta conseguir un buen material con el que prepararte por libre. Anhelas ser Policía, Guardia Civil... y pondrás toda la carne en el asador para llegar a la meta. 

 

Puede que tu familia, pareja o amigos no te vean de esto, crean que eres demasiado mayor, no consideren que sea lo mejor para ti, o simplemente no te vean capaz de conseguirlo. Sin embargo, tu mentalidad aún es positiva y no vas a dejar que nada ni nadie te diga que no puedes hacer algo.

 

Llegan los primeros altibajos

Tras la euforia de los primeros días o semanas, comienzas a darte cuenta de que esto puede que no sea tan sencillo como creías. Ha llegado el momento de hacer los primeros exámenes, ver cómo andas en las pruebas físicas, en fin, un primer contacto con ese bofetón de realidad que te pondrá los pies en la tierra. Tu motivación ha descendido considerablemente con respecto al principio. Aquí llega el momento donde muchos deciden abandonar, se dan cuenta que este proceso les va a hacer salir de su zona de confort y que van a tener que sacrificar demasiadas cosas que no tenían en mente. Sin embargo, decides seguir, diciéndote a ti mismo/a que aún queda mucho por mejorar, que aún eres novato/a o que todavía queda mucho tiempo para el examen. ¡Ay amigo, cuán equivocado estás si crees que esto será sencillo en algún momento! El tiempo es oro y tendrás que aprovechar cada minuto. 

Vas mejorando

Han ido transcurriendo los primeros meses de preparación y el trabajo ha ido dando sus frutos. Los temas que vas estudiando crees que los llevas bien. Haces exámenes y rozas el aprobado. Con respecto a las físicas, comenzaste un poco flojo/a, pero ya se ven los primeros resultados y al menos, estás en la zona de los puntos. Tic, tac, tic, tac... el tiempo sigue pasando. ¡No te relajes!

Algo que no esperabas

Hay fechas que uno no puede perdonar. Verano, navidad, cumpleaños, alguna noche de fin de semana para desconectar...

 

Has mejorado tanto estos meses que crees que te puedes permitir alguna o todas de las anteriores citas. Pasas un verano genial con los amigos, una navidad increíble con la familia, noches de desfase que duran todo el fin de semana. Sin embargo, en este mundo, no se puede vivir de las rentas. El trabajo del día a día lo has dejado de lado y lógicamente se nota en tu progreso. Has empeorado y consecuentemente, con tus notas y marcas comienza un proceso fisiológico dentro de ti que influirá, no solo en tu motivación, sino también, por ejemplo, en cómo recuperarás después de un entrenamiento o cuánto será de efectiva la tarde de estudio.

 

Primera lección aprendida

Vale, no somos máquinas. Concédete el derecho a fallar. Has rozado el sentimiento de derrota pero ahora toca analizar lo ocurrido y escoger una de las dos opciones posibles. Fustigarnos y creer que ya no podremos mejorar o sacar el lado positivo de lo sucedido. No te va a servir de nada cabrearte o frustrarte. Nada de lo que has hecho en el pasado podrás cambiarlo, así que, decides coger tus libros y zapatillas y seguir trabajando.

Incomprensión

Desde el principio de este camino o desde el momento en el que te das cuenta que tu preparación debe ser lo primero, tendrás que sacrificar muchas salidas, quedadas o incluso relaciones sociales, notarás que los que decían que te apoyaban ya no comprenden el porqué de tu aislamiento en tu habitación, los días de fiesta sin salir, o de seguir trabajando duro cuando los demás disfrutan.

 

  • ¿Qué le habrá pasado a este/a muchacho/a? El ser policía no es tan difícil...

Soledad

En muchas ocasiones te sentirás solo/a. Verás que todas esas amistades que tenías antes van desapareciendo (no serían tan buenas). Entre la incomprensión y la soledad ya no sabes qué pensar. ¿Estarás haciendo lo correcto? Aquí llega el momento del primer "chute" de motivación. Es lo que quieres, por lo que llevas luchando mucho tiempo y sacrificarías cualquier cosa por conseguirlo. Te seguirás diciendo a ti mismo/a que nada ni nadie te impedirá conseguirlo. 

Primeros exámenes

Has sabido mantenerte tranquilo, impasible por los comentarios de los demás, ajeno/a las marcas y notas de tus compañeros/as (que parecía que con poco trabajo, mejoraban más que tú). Ha llegado el día de afrontar un examen real. Los nervios están a "flor de piel". Días antes del día "D" piensas que no te sabes nada, que no vas a ser capaz de obtener la puntuación necesaria para pasar las físicas y definitivamente, pensamientos negativos rondan por tu cabeza. Para sentirte más seguro de tus posibilidades, decides que el día de antes vas a entrenar duro, o que vas a estar toda la noche estudiando. El sentimiento de haber podido dar más de ti te corroe y no te sientes capaz de afrontar ninguna prueba. Definitivamente suspendes. Este cúmulo de circunstancias hacen mella y te impiden demostrar lo que eras capaz de dar (si es que estabas preparado). 

Sigue luchando. Llega el momento de usar la Mentalidad Ganadora.

A nadie le gusta perder. Menos aún si sientes que has perdido unos meses de tu vida sin salir o que has invertido un dinero en tu preparación que te hubiera venido muy bien para cualquier otra cosa. Si en este momento no te recompones, dejarás que el sentimiento de fracaso no te deje seguir luchando. No te des por vencido y lucha hasta el final, la meta puede estar más cerca de lo que crees. 


Pasan unos días, has descansado y ves las cosas de otra forma. Vas a poner todo de tu parte para que el tiempo invertido no se tire a la basura. Ves el lado bueno de este tropiezo. Y es que, al fin y al cabo, el siguiente año ya serás un experto en la materia, sabrás dónde tienes que "apretar" más. Incluso pensarás que el fin (ser policía), justifica los medios (sufrir, sacrificarse y pelear).

Cambios y motivación

De nuevo a comerte los libros y la pista de entrenamiento, pero con otra mentalidad. Más madura y sabia. Con certeza de que sin esfuerzo no habrá recompensa, decides hacer algunos cambios. En tu mente siempre habrá un hueco para pensamientos positivos. Te dirás a ti mismo que "tú sí puedes" y cuando vayan a dejarse ver esos momentos de flaqueza por no haber progresado lo suficiente, los liquidarás de un plumazo

 

Cada mañana te levantarás con ganas de seguir trabajando. Los días de lluvia no serán excusa sino una motivación extra para salir a entrenar. Cuando estés saturado/a, te sentirás ganador/a porque siempre habrá otros opositores que no estén haciendo todo lo que tú haces. Si ves que te relajas y crees que ya estás suficientemente preparado/a, pensarás que los demás lo están más que tú.  

NUNCA dejarás de luchar y SIEMPRE lo harás con mentalidad ganadora. 

Llega el momento de recoger lo que has sembrado

Y como no podía ser de otra manera, llegan esos días señalados, que al principio temías pero que ahora afrontas con valentía. Apruebas todas y cada una de las pruebas sintiendo que, aunque no hayas obtenido la nota que esperabas, has hecho todo lo posible por llegar hasta ahí. No queda ninguna gota en tu tintero de esfuerzo, sacrificio y dedicación. Te sientes orgulloso/a de haber luchado y peleado aun sabiendo que podías fracasar.

 

Explotas de júbilo y alegría. Tu ansiada plaza ya está aquí. Ahora ha llegado el momento de comenzar una nueva y gran etapa. Te espera mucho que aprender y servicios llenos de satisfacción. 

 

Una carta con sabor a gloria te espera al llegar a casa. Es lo que siempre has esperado, ya eres Policía. 


A pesar de haberlo contado de esta forma tan peculiar, hemos querido plasmar en una pequeña narración lo que ocurre a muchos opositores. Y la clave del éxito de todos/as aquellos/as que llegan a conseguir una plaza (Policía Nacional, Guardia Civil, Policía Local, etc.) es el haber tenido en todo momento una Mentalidad Ganadora. 

 

No olvides nunca que el cómo gestiones la adversidad, determinará tu éxito o fracaso.


Si te ha gustado este post, compártelo en las redes sociales.

Somos algo más que una gran academia. Somos personas que han vivido esos momentos duros, personas que os comprenden y que únicamente tienen un objetivo en mente, convertiros en Policías y Guardias Civiles. No lo dudéis, trabajamos día a día muy duro para ello. Si queréis información sobre cómo lo hacemos, mirad nuestros cursos:

Escribir comentario

Comentarios: 6
  • #1

    tyler (viernes, 09 octubre 2015 18:00)

    Sin lugar a dudas es así de cierto!!!

  • #2

    Cheto17 (viernes, 09 octubre 2015 22:15)

    Buenas noches, totalmente de acuerdo con el post no muevo ni una coma, solo echo en falta la palabra mágica...... SUERTE!!!!!
    Siempre es necesario un pelin o un muchísimo de ella, pero también está claro que se trabaja, así que a darle duro para que la suerte tenga el menor porcentaje posible dentro de nuestro sueño.

    Saludos chicos y a tope

  • #3

    Cordobés (viernes, 09 octubre 2015 23:39)

    Está muy claro y así es la realidad.

  • #4

    yahya (lunes, 11 enero 2016 22:40)

    Todo es trabajo y esfuezo

  • #5

    Gracia P. (jueves, 30 junio 2016 15:16)

    Gran narración llena de verdades. Darte por vencido o luchar contra ti mismo, compitiendo día a día cotigo mismo. A por todas!

  • #6

    josé pérez salguero (jueves, 17 noviembre 2016 20:28)

    pero cuando falla la vista¿que?

Quiénes somos

El Rincón del Policía. Web dedicada a la preparación del Proceso Selectivo Escala Básica del Cuerpo de Policía Nacional. Propiedad del Grupo RdP (El Rincón del Policía S.L.)

Teléfono fijo: 911 333 252

Teléfono móvil: 622 730 759

Whatsapp: 622 730 759

Rellene el siguiente formulario para suscribirse al boletín de noticias de RDP Formación.

Pincha en el siguiente botón si quieres recibir todas las noticias
Acceso a Zona Alumnos

Acceso a Zona Alumnos

Acceso Campus Online

Acceso Campus Online



Somos profesionales en la formación para el acceso a FF. CC. SS. Si estás interesado/a en preparar la oposición a Guardia Civil. Accede pinchando en el siguiente botón a nuestra web de El Rincón del Guardia Civil.


contador online